La visita de la reina Letizia y sus hijas al rey Felipe en el último día de regatas

La visita de la reina Letizia y sus hijas al rey Felipe en el último día de regatas

La reina Letizia y sus hijas han protagonizado una inesperada visita al rey Felipe en el último día de regatas.

Tras la recepción a la sociedad balear en el Palacio de la Almudaina presidida por los Reyes que tuvo lugar ayer, hemos podido volver a ver a la familia real por la isla balear. En esta ocasión, la reina Letizia ha acudido, junto a sus hijas al Real Club Náutico para, poco después, encontrarse con el rey Felipe.

La visita se ha producido a primera hora de la tarde, a penas unos instantes después de que el Aifos, con el que Felipe participa, terminara la sexta y última regata. Hoy mismo, tendrá lugar la entrega de premios de esta 37 edición de la Copa del Rey-Mapfre.

Inesperada visita

La visita de la reina Letizia y sus hijas al rey Felipe en el último día de regatas

La familia ha protagonizado un espontáneo posado a bordo de la embarcación del Rey.

El Rey se ha mostrado muy contento de que su familia estuviese allí y no ha dudado en ayudar tanto a su mujer como a sus hijas para que pudiesen cruzar la pasarela que les llevaba a la embarcación. La princesa Leonor y la infanta Sofía curiosas, como es habitual, han charlado distendidamente con sus padres y la tripulación del velero.

Para esta ocasión, y como forma de hacer frente a las altas temperaturas de Mallorca, las tres han apostado por tonos claros. La reina Letizia se ha dejado ver enfundada en un veraniego vestido de manga corta gris, con detalles en negro. Como accesorio, unas gafas de sol le acompañaban en todo momento.

Pequeño incidente

La visita de la reina Letizia y sus hijas al rey Felipe en el último día de regatas

El viento ha jugado una mala pasada a la princesa Leonor a su salida del Real Club Naútico quien se ha visto con el pelo alborotado.

Las pequeñas han vestido de la misma manera, solo que en tonalidades diferentes. Mientras que la infanta Sofía llevaba un vestido blanco, la princesa Leonor hacía lo propio con el mismo en un color más dorado. La anécdota del día la ha protagonizado la reina Letizia quien se ha golpeado con la puerta del coche cuando se marchaba. Algo, a lo que ha respondido con una sonrisa indicando que se encontraba bien.

Déjanos tus Comentarios