Restaurantes para disfrutar de la comida de siempre (pero diferente)

restaurantes tradicional moderno

A todos nos encanta comer bien, apunta estos sitios, no te van a defraudar.

La cocina se reinventa con propuestas innovadoras. Sin embargo alejándose de las tendencias más en boga, existen numerosos restaurantes que se mantienen fiel a una esencia tradicional. Eso sí, salpicada por técnicas o presentaciones que no descuidan la vanguardia. No podemos olvidar que gracias a la gastronomía podemos viajar a cualquier parte del mundo. Incluyendo la propia historia de nuestras cocinas como mantienen estos espacios, donde los platos tradicionales repasan la esencia de cada región o localidad.

Lúbora, Madrid

restaurantes tradicional moderno

Los mejores callos de la capital (según un reciente concurso) se encuentran en este coqueto restaurante ubicado en la zona de Santiago Bernabéu. Raúl Harillo y José Carlos Ruiz presentan un ambiente cuidado, una cocina cosmopolita con productos de calidad, precios asequibles y un menú degustación para descubrir propuestas de lo más interesantes.

El 51 del Sol, Aranda de Duero

restaurantes tradicional moderno

El sabor de la Ribera se reinventa gracias a las modernas técnicas culinarias de David Izquierdo, el cocinero encargado de este restaurante. Un rincón de Burgos donde conviven dos tipos de cocina: una más castellana y tradicional, con torreznos, morcilla, lechazo asado en horno de leña de encina o cochinillo; y otra más atrevida, como el tiradito de lubina, kimchi y huevas o unos tagliatelles con yema y trufa negra.

Casa Pedro, San Juan de Parres

restaurantes tradicional moderno

Ubicado entre las colinas de la sierra del Sueve se encuentra este restaurante donde es posible degustar platos típicos de la cocina asturiana con un toque actual e innovador. Mesas en las que no pueden faltar platos únicos como la fabada asturiana, el cachopo o el queso de la zona. Añadiendo ideas más originales como el wok de pato o el solomillo de jabalí.

El Corregidor, Almagro

restaurantes tradicional moderno

Pretende dar a conocer en sus platos la esencia de la cocina manchega. Una amplia carta en la que no podían faltar propuestas indispensables como el pisto, el rabo de toro o las parrilladas de carnes y verduras. Todo ello en un mesón que mantiene la esencia histórica de esta bella localidad.

Acanthum, Huelva

restaurantes tradicional moderno

Xanty Elias, su propietario y cocinero, combina productos onubenses, junto a otros de tendencia internacional. Siempre poniendo especial atención a las recetas donde el atún es el protagonista. Un espacio con estrella Michelín para darse un capricho delicioso.

Vegacos, Castellón

restaurantes tradicional moderno

La comida vegana demuestra cada día que es mucho más que lechuga y kale. La ciudad mediterránea cuenta con uno de los espacios mejor valorados en la red, donde una variada carta vegana se llena de propuestas de fast food como perritos calientes o hamburguesas aptas para veganos.

Behia, Madrid

restaurantes tradicional moderno

Los grandes amantes de la carne encuentran en este restaurante un nuevo santuario. Un espacio especializado en carne de vaca Limusin, una raza originaria del sur de Francia que cuenta un color y jugosidad únicos. Sin olvidar sus pescados a la brasa o su brunch dominical, una propuesta que cada vez gana más adeptos entre los madrileños.

Les Fonts de Can Sala, Tarragona

restaurantes tradicional moderno

La gastronomía catalana va mucho más allá del pan con tomate, el fuet y los calçots. Un lugar encantador para comprobarlo es esta masía. Se trata de un espacio en el que cuentan con una cocina tradicional tarraconense, renovada y elaborada con productos cultivados en la propia masía.

El caracol moderno, Melilla

restaurantes tradicional moderno

Ubicado en el casco antiguo de la ciudad, este restaurante presenta una fusión perfecta de sabores y culturas, al igual que la propia Melilla. El pescaíto frito o marisco conviven a la perfección con platos originales de la cultura árabe. Sin olvidar los postres, el perfecto final para una velada en la ciudad.

Mesón del Óvalo, Teruel

restaurantes tradicional moderno

Fiel al estilo familiar, este restaurante mantiene el protagonismo del recetario aragonés. A platos como el jamón, las migas o las carnes de la zona se le añade el toque de modernidad. Gracias a propuestas como el risotto de setas silvestres y gambas al aroma de trufa negra de Teruel. Una excusa perfecta para recordar que Teruel existe, y es maravilloso.

Déjanos tus Comentarios