La reina Letizia, presumiendo de figura, se suelta la melena

reina Letizia

A sus 46 años, la reina Letizia ha demostrado seguir siendo una representante de la belleza madura. Así lo demostró a en la XXXV edición del Premio Francisco Cerecedo. Al lado del rey Felipe VI, acudió deslumbrante a uno de los actos más simbólicos para ella. Un galardón de periodismo, en el que ha vuelto a reunirse con sus antiguos compañeros de profesión.

Los Reyes fueron los encargados de presidir la nueva edición de Premio Francisco Cerecedo. El reconocimiento recayó en esta ocasión en reconocido periodista Rubén Amón. Un prestigioso galardón en el que la reina Letizia volvió a sorprender. Los salones del hotel Palace de Madrid fueron testigos de la perfecta combinación entre sofisticación y sensualidad que logró gracias a su vestido de Carolina Herrera.

Más sensual que nunca

reina Letizia

Una creación, que estrenó para la ocasión, en tono negro con una franja blanca en la cadera y silueta tipo lady. Dejando claro que la reina Letizia continúa innovando en su armario. La creación lleva el sello del director creativo de la firma del grupo Puig, Wes Gordon. A pesar de la discreción del mismo, es uno de los escotes más atrevidos que la hemos visto lucir.

Sumándose al grupo de mujeres de más de 40 años, como Penélope Cruz, Maribel Verdú o Helen Mirren que no dudan en presumir de su espléndida madurez. Un nuevo éxito que llega tras una semana de intensa actividad, en la que la reina Letizia nos ha cautivado con sus elecciones estilísticas. Una elegante y moderna creación de la diseñadora venezolana que combinó con accesorios también en negro.

La reina Letizia se suelta la melena

reina Letizia

Una de las piezas principales ha sido su cartera de Bottega Veneta. La reina Letizia apostó por este complemento cuyo precio mínimo asciende a los 1.400 euros. Una pieza de la casa italiana que es una de las preferidas de muchas otras ‘royals’ como Máxima de Holanda o Victoria de Suecia. Además, lució por unos pendientes de aro de plata rodiada con circonitas de Coolook. Junto a ellos, unos salones bicolor en blanco y negro de la histórica firma alicantina Magrit. ¿Su precio? 176 euros.

Además, acostumbrados a verla con otro tipo de peinados, la Reina se soltó la melena. Luciendo unas favorecedoras ondas semideshechas. No se trata de la única vez en la que nos ha asombrado en estos premios.  El año pasado la Reina ya nos dejó sin palabras al presumir de figura envidiable con un vestido corto de Teresa Helbig de inspiración ‘años 20’.

Déjanos tus Comentarios