Raquel Mosquera: ¿por qué ha llegado a la final de ‘Supervivientes 2018’?

Raquel Mosquera

Raquel Mosquera durante su paso por Supervivientes 2018. /Mediaset.

La recta final del reality de aventuras está cerca. El adiós de Supervivientes 2018 nos dejaba con Sofía Suescun, Logan Sampedro, Sergio Carvajal y Raquel Mosquera en la lucha por el premio. Una batalla en la que nos encantó ver en cabeza a Raquel Mosquera. La peluquera demostró desde su inicio la gran implicación con el formato. “Me quedaría horas contando lo que me ha hecho más feliz, aunque me quedo con el momento cuando me tiré del helicóptero”, ha comentado la finalista de Supervivientes.

Raquel sabía que en todas estas semanas iba a cambiar, pero nunca imaginó algo tan drástico. “Para mí el concurso de Supervivientes no solo me gusta, también es un sueño, confesó. Una actitud positiva con la que se enfrentó a estos meses en Honduras. Ahora, a las puertas de la gran final, repasamos algunos de los motivos por los que debería ser la ganadora de esta edición.

Raquel Mosquera, peluquera y aventurera

A punto de cumplir 50 años, es un ejemplo de superación para todos. Decidió dejar su vida en Madrid, con su marido Isi y sus dos hijos, Raquel y Romeo, para emprender este proyecto. Separarse de su familia ha sido uno de los pasos más duros en la isla. Un reto al que se enfrentó con todas sus ganas, aunque lo tenía más difícil que el resto. Raquel sufre un transtorno bipolar desde hace años. Una enfermedad mental de la que siempre ha hablado con naturalidad. Siendo un ejemplo para los que están afectados por este tipo de problemas médicos.

Además, ni sus años ni su baja forma física le han impedido participar en las pruebas o juegos de recompensa. Su llegada a la final, e incluso a la victoria, es un ejemplo. Un éxito frente a los “musculitos, influencers o viceversos” que llegaban a considerarla un lastre. Muchos de sus compañeros han criticado su presencia en la isla, al igual que la de otros participantes de edad más madura. Un gesto muy desconsiderado, teniendo en cuenta que la juventud no es sinónimo de capacidad, como algunos concursantes han demostrado. Ni la madurez síntoma de incapacidad. Una teoría que se resume desde hace siglos en el refrán “más vale maña que fuerza”.

La verdadera artífice del éxito de Sofía Suescun

La amistad entre la navarra y Raquel ha ido ganando cada vez más importancia desde la unificación. Las dos mujeres, únicas en llegar a esta etapa final, se enfrentaron juntas a los ataques de Sergio y Logan. Además, la peluquera fue el mejor apoyo para Sofía Suescun en lo referente a su triángulo emocional con Hugo y Alejandro Albalá. Cuando Suescun parecía estar a punto de perder por completo la estabilidad emocional, llegó Raquel a su rescate.

Logró que volviera a ser la concursante de televisión que se ha visto en otros programas. Así, el triunfo (si llegara) de Sofía, habría sido imposible sin la presencia de Raquel. La figura estabilizadora al peculiar carácter de Sofía Suescun. Ella ha llenado de risas y compañía a la joven de Pamplona. Además de ser una de las personas más divertidas de la isla junto al maestro Joao. Unas palabras que se notan en su ilusionado alegato final. “Debo de ganar, me esfuerzo desde que me levanto hasta que me acuesto,” expresó.

Déjanos tus Comentarios