Melanie Griffith aclara los polémicos comentarios sobre su divorcio

La actriz Melanie Griffith.

Hace unos días, la actriz Melanie Griffith participaba en las charlas organizadas por la Women’s Brain Heatlh Initiative. Allí, hacía unas declaraciones que no dejaban en muy buen lugar a Antonio Banderas. Y es que Melanie no dudaba en sincerarse sobre los problemas de ansiedad y epilepsia que había sufrido en una etapa de su vida; asegurando, además, que el fin de su matrimonio con el español habían mejorado su salud.

«Me divorcié, lo cual resultó ser extremadamente sanador en mi caso», dijo. Unas declaraciones que no tardaron en acaparar titulares de lo más desafortunados.

Melanie Griffith puntualiza sus palabras

Tras el revuelo causado la actriz ha querido aclarar sus palabras. La aclaración la ha hecho en su cuenta de Instagram. «Hice una broma sobre cómo el divorcio me había resultado muy sanador en ese sentido; pero en ningún momento estaba tratando de culpar a Antonio o a mi matrimonio de lo que me había pasado. De hecho, lo quiero mucho y siempre le querré. Yo asumo toda la responsabilidad de mi estado de salud. Y seguiré informándome de cómo funciona mi cerebro para mantenerme sana», ha escrito.

Melanie Griffith durante las recientes conferencias con Sharon Stone.

Lo cierto es que desde que se separasen hace más de tres años, Melanie Griffith y Antonio Banderas mantienen una relación ejemplar. El exmatrimonio ha demostrado seguir llevándose muy bien y sobre todo tenerse mucho cariño y respeto, y es que tras casi veinte años casados y una hija en común no es para menos. De hecho, no es nada raro seguir viendo a la expareja en compañía de su hija, Stella del Carmen. 

Los problemas de Melanie

banderas-griffith

Antonio Banderas y Melanie Griffith con su hija Stella del Carmen.

Durante las charlas celebradas en Los Ángeles, la actriz explicó en qué momento descubrió que padecía epilepsia. Fue en el año 2011 y durante el Festival de Cine de Cannes; allí, Melanie sufrió una grave crisis a bordo de un yate. A partir de ese momento le diagnosticaron epilepsia, enfermedad de la que parece estar mejor en los últimos años. Pese a que durante un momento llegó a insinuar que el divorcio había sido la causa de su mejoría, lo cierto es que la relajación y la falta de estrés ha sido la verdadera medicina de la actriz. 

Déjanos tus Comentarios