Meghan Markle: su última polémica

Meghan Markle nueva polémica

La última aparición pública de Meghan fue para asitir al estreno de El rey león.

Meghan Markle es de nuevo noticia, y no precisamente por recibir alabanzas. En esta ocasión, cuatro palabras de la duquesa de Sussex han sido más que suficientes para que sus detractores carguen contra ella. La última polémica surgió cuando los duques de Sussex acudieron al estreno en Londres de El Rey León. Así, lo que en principio fue una noche agradable se convirtió en los días posteriores en una nueva tormenta mediática.

Meghan Markle y el príncipe Harry aprovecharon su presencia en el estreno de El rey León para charlar con varios artistas, entre ellos, Beyoncé, Elton John y Pharrell Williams. Fue, precisamente a este último a quien ella le hizo una confesión inesperada. El compositor aprovechó el encuentro con los duques de Sussex para decirles: «Estoy muy feliz por su unión. El amor es asombroso, es maravilloso«. La respuesta de Meghan no dejó a nadie indiferente.

La confesión de Meghan Markle

Meghan Markle y Harry

La declaraciones de Meghan Markle dieron pie a numerosas críticas los día posteriores al estreno.

Ante las palabras de Pharrell Williams, Meghan apuntó: «No lo ponen fácil». Cuatro simples palabras que le han vuelto a poner en el punto de mira. ¿A quién se refería la duquesa de Sussex? En realidad, no lo especificó, pero la respuesta mediática no ha tardado en llegar. «Queremos quererte, pero tú no lo pones fácil«, publicaban en un artículo del diario británico The Sun.

En el artículo, apuntan que  Meghan no supo responder a la gran acogida de los británicos que, indica, la recibieron con los brazos abiertos. Sin embargo, según el diario, la duquesa de Sussex ha ido de mal en peor en cada aparición pública. Una opinión que no comparten en absoluto los defensores de Meghan, que consideran injusto que se la culpe incluso de que su marido se muestre ahora más serio ante los medios de comunicación.

Las dificultades de ser miembro de la familia real británica

Meghan Markle y polémica por sus declaraciones.

Meghan sabía que su nueva vida como miembro de la realeza no sería fácil, pero quizá ha encontrado más dificultades de las que imaginó.

Cuando el príncipe Harry y Meghan Markle contrajeron matrimonio en 2018, la exactriz tenía claro que no todo sería un camino de rosas. Sin embargo, el estricto protocolo de la familia real británica, unido a las continuas críticas hacia ella no deben resultar fáciles. Y es que, hagan lo que hagan los duques de Sussex, la culpable para los medios británicos suele ser ella.

Así, el secretismo mantenido a la hora de dar a luz a su hijo Archie o el hecho de que el matrimonio decidiese celebrar un bautizo íntimo son decisiones que no han gustado y por las que se ha señalado a Meghan. Esto es algo que no deja de ser llamativo porque es de suponer que el príncipe Harry también tiene algo que ver en las decisiones que toman los duques de Sussex.

Déjanos tus Comentarios