Máxima se atreve con un escote tan elegante como ella

La jornada finaliza con el tradicional saludo desde con la tradicional escena del balcón en el Palacio Noordeind

La jornada finaliza con el tradicional saludo desde el balcón en el Palacio Noordeind. Máxima como siempre, sonríe.

Para celebrar el Día de los Príncipes, Máxima ha apostado con un look digno de princesa de cuento. Es del diseñador holandés Jan Taminiau, uno de sus favoritos, y acoge muchas de las tendencias del momento: es un vestido de crepé , en color burdeos, adornado con  una sofisticada capa que llama la atención por los abalorios que la decoran. Además, tiene un escote muy discreto y favorecedor. Tan especial como el vestuario era el tocado con el que adorna su peinado de Philip Treacy.

Estamos más que acostumbrados a que la reina de Holanda luzca auténticos lookazos, pero el último nos ha encantando. Con esta elección tan elegante, como llamativa, nos ha vuelto ha demostrar que es una de las royals con más elegancia y que está al día de las novedades en moda que se llevan en cada momento. El último ejemplo nos lo ha dejado en una de sus citas anuales más esperadas, el Prinsjesdag, o lo que es lo mismo, el Día de los Príncipes que se celebra el tercer martes de cada mes de septiembre y anuncia la apertura oficial del año parlamentario en Los Países Bajos.

Máxima, el «hurra» y la carroza de oro 

Máxima de Holanda en la Carroza de Oro (Gouden Koets en neerlandés).

Máxima de Holanda en la Carroza de Oro (Gouden Koets en neerlandés).

El objetivo del día de los príncipes no es otro que hablar la legislatura del próximo año. El encargado de dar el discurso es el rey Guillermo. Siempre se finaliza con el tradicional «leve de koningin«, seguido de tres «Hurra». Es un día muy importante para Holanda. De hecho, los miembros más importantes de la familia real hacen una procesión por las calles de La Haya subidos en carrozas de oro, popularmente conocidas como «Gouden Koets«, y hacen un recorrido que se alarga desde  Palacio Noordeinde hasta la Ridderzaal en el Binnenho.

El día finaliza con la salida al balcón, desde donde la Familia Real saluda a los congregados a las puertas del Palacio de Noordeinde. Como de costumbre, los ciudadanos han vitoreado a los Reyes y a los príncipes Constantino y Laurentien. Como siempre, lo más llamativo de la escena fue la sonrisa impecable de Máxima.

Un inconfundible de estilo

Máxima de Holanda luce los looks como nadie.

En los pies: stilettos de charol y en las manos, que cubrió con guantes cortos de vinilo, un clutch con apliques a juego con un brazalete de diamantes.

Máxima se ha consolidado como una de las reinas más estilosas de Europa, alterna la alta costura con la moda low cost. Le encanta el estilo Jackie que busca la sobriedad y la corrección en cada look. Eso sí, no renuncia a la moda y está al día de todas las tendencias. No es muy dada a los escotes. Opta por recogidos en el pelo y joyas grandes. A la hora de elegir maquillaje siempre escoge tonos suaves.

Y como siempre, especial mención merecen sus tocados y sombreros. Los luce como nadie y los acompaña con sonrisas infinitas, que ya forman parte de su identidad. De ala ancha, tipo bombín y en todos los colores. La esposa del rey Guillermo Alejandro consigue aportarle un estilo diferente en cada uno de sus looks.

 

 

 

Déjanos tus Comentarios