Las 5 teorías conspiratorias sobre la muerte de Lady Di

Lady Di, sonríe a las cámaras, en una gala celebrada en Londres.

Lady Di ha dejado un indudable recuerdo en la memoria colectiva de varias generaciones. La Princesa de Gales (y Princesa del pueblo) falleció el 31 de agosto de 1997 en un accidente de tráfico en París. Si bien los servicios de emergencias lograron reanimar a Lady Di en el puente del Alma, finalmente la Princesa perdió la vida en el hospital, al igual que su pareja Dodi Al Fayed y el conductor Henri Paul. Solo el guardaespaldas de Diana, Trevor Rees-Jones, el único que llevaba cinturón de seguridad puesto, sobreviviría. Un antes y un después para la Casa Real británica que afectaría especialmente a sus dos hijos, William y Harry, dos adolescentes que vivieron el momento más duro de sus vidas.

La investigación de Scotland Yard y el veredicto del jurado

Tras años de especulaciones y rumores  Scotland Yard publicó la investigación de tres años donde se aclaraba lo sucedido aquella noche en la ciudad del Sena. El informe, de casi 900 páginas, fue realizado por 14 detectives y determinó que el accidente se debió a que Henri Paul, el chofer conducía al doble del límite de velocidad  y que había consumido una gran cantidad de alcohol y medicamentos. «Nuestra conclusión es que, con toda la evidencia disponible hasta el momento, no hubo conspiración para asesinar a ninguno de los ocupantes del vehículo. Fue un accidente trágico», reconoció la policía inglesa. Sumado al hecho, estadístico, de que el túnel del donde todo ocurrió era uno de los puntos con mayor siniestralidad de París.

A pesar de la consolidada y lógica versión oficial, respaldada también por el Tribunal Superior de Londres en un juicio popular, se ha creado una rumorología que apuntaba a las diferentes causas del fallecimiento, que nada tendría de accidental. Su relación sentimental con personas de otras etnias, como Dodi o  el médico Hasnat Khan, un supuesto embarazo, la excesiva atención mediática o su lucha por los más pobres serían algunos de los motivos. Repasamos las conspiraciones más famosas que se mantienen en auge veinte años después.

1. Las tropas de élite británicas

El periódico Daily Telegraph aseguraba que durante un juicio a un miembro del ejercito británico habría salido nueva información sobre lo acontecido el 31 de agosto de hace veinte años. Un tirador de la Special Air Services, tropas de élite del ejército británico, testigo clave del juicio habría declarado que otro militar, que se había suicidado años antes, le había confesado que su unidad militar había participado en organizar la muerte de la Princesa.

2. El motorista fantasma

La participación de un Fiat blanco y una moto, vistos por algunos testigos en las inmediaciones del Hotel Ritz donde se alojaba la pareja, logró aumentar la notoriedad del hecho de que ambos estuvieran implicados en provocar el accidente. Así, los vehículos habrían sido encargados de maniopbrar para que el Mercedes conducido por Paul se saliera de la vía con las trágicas consecuencias. A ello se suma la idea de que en realidad un paparazzi, en moto, era miembro del servicio secreto, MI6, al servicio de su majestad (como James Bond) y provocó el accidente.

Lady Di

El príncipe Felipe, junto a la reina Isabel II en el homenaje del pueblo inglés a Lady Di.

3. El Duque de Edimburgo: la mano negra de Felipe

El padre de Dodi Al Fayed, dueño de los famosos almacenes Harrod’s apuntó directamente a una persona. El padre de Carlos de Inglaterra habría orquestado este asesinato porque «no querían que los príncipes William y Henry pudieran tener un hermano o una hermana de una raza diferente», revelaba  Mohammed Al Fayed sobre el posible embarazo de la Princesa, que nunca se confirmó. «Los asesinó el duque de Edimburgo, es un auténtico nazi», llegó a declarar. Unas acusaciones, muy directas, que el príncipe Felipe negó y pidió respeto por el daño que se estaba haciendo a sus nietos.

4. Conspiración de una organización mundial secreta

David Icke, escritor especializado en conspiraciones y lo oculto (según él mismo se define) asegura que el Comité 300 fue el verdadero culpable del asesinato de la Princesa. La organización secreta busca, según Icke, la dominación mundial y la propiedad de todos los recursos naturales, por ello la labor solidaria de Diana, tan mediática, les entorpecería sus planes.  «Lady Di extendió el poder del amor a todos los lugares del mundo con su misión de promoción humanitaria y decidieron quitarla de en medio,»aseguraba. Por ejemplo su lucha contra las minas anti-personas, continuaba el escritor, les hizo ver el gran poder de Lady Di y decidieron fingir su accidente en una operación preventiva.

5. Lady Di en realidad esta viva

La idea más descabellada para los expertos es la que apoya que en realidad Diana de Gales está aún viva. Posiblemente junto a Elvis y Jesús Gil, de quienes también se ha dicho esto. Su salida traumática de la Familia Real, el acoso de los periodistas y la posibilidad de rehacer serían el motivo para fingir su propia muerte. Así Lady Di estaría disfrutando de una nueva vida, lejos de todo con Dodi Al Fayed. Una tranquila existencia por  la que tendría que haber renunciado a sus dos hijos, algo muy poco probable dado su gran papel como madre.

Diana de Gales se sumaría así a la larga, cada vez más, lista de famosos tristemente desaparecidos entorno a los que se encumbra una leyenda sobre su muerte. Los también miembros de la realeza (musical) Elvis y Michael Jackson unidos a Marilyn Monroe o Kurt Cobain. Mientras la versión oficial continúa siendo que una serie de catastróficas desdichas como el alcohol, la alta velocidad y no ponerse el cinturón de seguridad ocasionaron una tragedia.

Déjanos tus Comentarios