Kiko Rivera: la justicia le da un varapalo al hijo de Isabel Pantoja

Kiko Rivera en una imagen de archivo.

La justicia le ha dado la espalda a Kiko Rivera. Según informan desde Vanitatis, el hijo de Isabel Pantoja ha recibido una mala noticia después de un juez se halla pronunciado en su contra. Todo se remonta a un caso que tenía pendiente desde hace un par de años por incumplimiento de contrato.

En concreto, el Juzgado de Primera Instancia número 18 de Sevilla ha dictaminado que Kiko Rivera tiene que pagar más de 2.000 euros (2.482, para ser exactos) a Daniel Navarro; este es el propietario de Dana Events, una empresa encargada de organizar eventos.

El enfrentamiento de Navarro con el marido de Irene Rosales se remonta al verano de 2015. Al parecer, Kiko suspendió una actuación que tenía pactada en un festival de música organizado por Dana Events. El DJ no dio motivo alguno para la cancelación del concierto en Fuerteventura; luego, los promotores se enteraron que el artista viajó a Londres para ver su hijo Francisco y vender una exclusiva a un conocido medio.

Además, el hermano de Chabelita era el cabeza de cartel; su cancelación fue un varapalo para el evento. El Ayuntamiento de la localidad donde se iba a celebrar la actuación de Rivera pidió explicaciones a Navarro, por lo que los organizadores lo llevaron a los tribunales. Y es que, aunque el artista devolvió lo que había cobrado, Dana Events le demandó por daños y perjuicios.

 

Kiko Rivera evita a la justicia

Cuando el magistrado dio diez días al hijo de la tonadillera para pronunciarse, la respuesta nunca llegó. Por ello la justicia simplemente ha dado por válido el contrato presentado por el promotor del evento, tal y como publican en Vanitatis. El tribunal ha condenado a Kiko Rivera y, aparte, ha declaro al hijo de Pantoja en “situación de rebeldía”. Además, la sentencia es firme y no da lugar a recurso por parte del DJ.

Una mala noticia para el hermano de Fran y Cayetano Rivera, que se encuentra en su mejor momento. Y es que, mientras espera la llegada de la pequeña Carlota, Kiko presume de silueta después de perder treinta kilos.

 

Dejanos tus Comentarios