Kate Middleton: sabemos los secretos que esconde su figura

Kate Middleton se mantiene muy en forma tras ser madre en tres ocasiones.

Tras seis meses de baja maternal, la duquesa de Cambridge ha vuelto a ponerse al frente de una ajetreada agenda. De esta manera, ha acudido a distintos actos públicos en los que, por primera vez, su look ha sido lo menos analizado. Lo que más comentarios ha suscitado ha sido su figura. Después de ser madre por tercera vez, Kate Middleton luce muy delgada, incluso más que el día de su enlace.

La mujer del príncipe William apuesta desde hace tiempo por un estilo de vida saludable en el que sigue los consejos de Louise Parker. Esta célebre nutricionista le ha pautado lo que ella misma ha bautizado como la antidieta. Un plan con el que se logran perder hasta dos tallas en menos de dos meses. Esto consiste en hacer tres comidas al día más dos snacks. La idea principal es ingerir despacio y sin ansiedad alimentos crudos y magros; no cree en los superalimentos. La base de su método es tomar proteína natural como la que aporta la carne, el pescado, el huevo… Esto lo combina con cosas que contengan pocos carbohidratos.

Pilares básicos para Kate Middleton

Kate Middleton galería sonriente

Kate Middleton tiene un apoyo fundamental en su marido.

Esta profesional también hace hincapié en el descanso, que recomienda que sea de, al menos, siete horas diarias. Además, considera que el ejercicio es importante, pero cree que dedicar de 15 a 30 minutos cada jornada es suficiente. En el caso de Kate Middleton, ella intenta andar 10.000 pasos diarios y hace media hora de ejercicios específicos para cada parte del cuerpo.

Otra parte muy importante de esta disciplina es trabajar la mente. Parker considera que solo llegarán a la meta las personas que confíen en sí mismas, que pongan de su parte y que se rodeen de familiares y amigos que les animen a ir hasta el final. A juzgar por las imágenes, parece que, de manera indirecta, el príncipe William ha tenido gran importancia en la transformación de su esposa. Sin duda, estos consejos, sumados a su genética, han tenido el efecto deseado en la cuñada de Meghan Markle, cuya delgadez fue curiosamente muy comentada también tras ser madre por segunda vez.

Déjanos tus Comentarios