Javier Calvo sufre una agresión durante su viaje a Lisboa

Javier Calvo y Javier Ambrossi

Javier Calvo junto a su prometido, Javier Ambrossi.

El actor y director Javier Calvo ha denunciado en su cuenta de Twitter que, durante su estancia en Lisboa, sufrió una agresión por parte de un hombre desconocido. Tal y como relata el joven, habría sido agredido en plena calle. El hombre le propinó un puñetazo en la cara.

Javier había viajado a la capital portuguesa junto a su pareja, Javier Ambrossi, para apoyar a Alfred y Amaia en su aventura eurovisiva. Todos ellos se conocieron durante el programa Operación Triunfo, donde “Los Javis” ejercían de profesores. Entre ellos se estableció un bonito vínculo que sobrepasó la relación alumno-profesor. Por ello quisieron estar junto a los representantes de España, para celebrar junto a ellos si ganaban; o, como ha pasado en realidad, para no dejar que una derrota les hundiera.

La peor cara de Eurovisión

Javier Calvo

Javier ha querido avisar a sus seguidores y denunciar la agresión públicamente. / Redes sociales

Parecía que un puesto veintitrés en el festival era lo peor que podía pasarle a la delegación española. El ambiente festivo y alegre que llenaba las calles de Lisboa no hacía pensar que algo así pudiera tener lugar. Por suerte para el joven la agresión no pasó a mayores y todo quedó en un susto. Un desagradable e injusto susto que él mismo ha contado a sus seguidores a través de su cuenta de Twitter, intentando quitarle hierro al asunto, aunque no importancia.

Anoche me pegó un puñetazo en toda la cara un señor de Lisboa. Por si me veis hinchadito. Ella que no puede tener una noche sin titulares“, escribía a través de esta red social. “Lo mío si que ha sido un eurodrama“, continuaba, haciendo alarde del sentido del humor que siempre le caracteriza.

“No se me puede sacar de casa”

Javi Ambrossi y Javi Calvo en El Hormiguero

Por suerte para Javier, su chico siempre está a su lado, siendo su mejor apoyo y su aliado. / Atresmedia.

Es que, lo que me j**e, es que soy al típico al que le pasa. Me voy a Lisboa un día y acabo con un Picasso en la cara. No se me puede sacar de casa“. Se quejaba con amargura más adelante. Aunque, eso sí, no tardó en buscarle el lado positivo a la situación: “Dice Javi (Ambrossi) que de perfil parece que me he operado el labio. Pues mira, hay que verle el lado positivo a todo“. Sin duda una actitud positiva que permite ver el lado más fuerte de este joven, que ha dado una vez más una lección sobre cómo enfrentarse a la peor cara de la gente. Esperemos que mejore pronto y que nunca más tenga que pasar por algo semejante.

Déjanos tus Comentarios