Gonzalo Caballero se va a casa: ¿quién ha estado a su lado?

Gonzalo Caballero se ha emocionado al confirmar que puede irse a casa.

Gonzalo Caballero se ha emocionado al confirmar que puede irse a casa.

Buenas noticias para Gonzalo Caballero. Tras permanecer ingresado en el hospital desde el pasado 12 de octubre, ahora el joven torero puede abandonar las instalaciones hospitalarias. Los médicos han decidido que es el momento de que continúe con su recuperación en casa.

Sin duda la mejor de las noticias tanto para él como para su familia que han estado muy pendientes de la evolución del joven de 27 años. Su vida ha estado en la cuerda floja, él parece ser muy consciente de que esta vez le ha faltado poco y por eso se ha mostrado más que agradecido con el personal sanitario que ha estado a su lado en estos complicados momentos.

Gonzalo Caballero se lleva el susto de su vida

En la plaza se vivieron momentos cargados de tensión. Tuvieron que saltar al ruedo para sacarle de allí.

En la plaza se vivieron momentos cargados de tensión. Tuvieron que saltar al ruedo para sacarle de allí.

El pasado 12 de octubre, la promesa del toreo celebraba su regreso a Las Ventas, una de las plazas más señaladas. Sin embargo sus planes se torcían cuando uno de los toros le embestía, causándole heridas de extrema gravedad, por las que tuvo que ser operado en la enfermería de la plaza. Gracias a la rapidez de esta intervención, pudo salvar la vida.

Una vez en el hospital al que le llevaron con la mayor premura, tuvo que ser intervenido de nuevo. Tras esta operación, que en su momento fue declarada un éxito y a la vista de la evolución posterior, así fue, pasó a Cuidados Intensivos, donde permaneció sedado. Tras su favorable evolución tras eliminar la sedación, pasó a planta, donde ahora, casi un mes después, ha recibido el alta hospitalaria.

Muy bien rodeado

Gonzalo ha estado acompañado de su madre en todo momento.

Gonzalo ha estado acompañado de su madre en todo momento.

Gonzalo abandona el hospital visiblemente aliviado. Durante un tiempo se temió por su vida y esto tuvo muy preocupados a sus familiares y amigos. Precisamente ellos han sido quienes han estado a su lado en este momento de felicidad.

Su madre, Chiqui del Hoyo, no se ha querido separar de su hijo ni un instante. Ha estado junto a su cama, pendiente de su evolución sin conocer el descanso. Ahora por fin puede respirar aliviada ya que Gonzalo vuelve a estar en casa, donde seguirá su recuperación hasta que pueda volver a los ruedos (si es que puede hacerlo). También ha estado con él su apoderado Miguel Abellán.

Déjanos tus Comentarios