Estela Grande cuenta su vida con Diego Matamoros

Estela Grande, la penúltima concursante que se enfrenta a la curva de la vida. / Mediaset.

Estela Grande, la penúltima concursante que se enfrenta a la curva de la vida. / Mediaset.

Estela Grande se enfrentó a la prueba más íntima y personal de GH VIP, la curva de la vida. Su turno llegó ayer, justo antes de la salvación de uno de sus compañeros. A pesar de tener tan solo 25 años la madrileña ya se ha tenido que enfrentar a situaciones muy difíciles.

La ruptura de su primera relación y el fallecimiento de su abuelo causaron en ella heridas internas que le provocaron miedos e inseguridades. La modelo decidió trasladarse a Londres, al igual que muchos otros jóvenes. Durante una de sus visitas a casa conoció a Diego Matamoros.

Estela Grande cuenta todos los detalles de su relación con Diego

Estela y Diego

La mujer de Diego Matamoros habla de los momentos más duros con su pareja. / Mediaset.

Antes de llegar al punto donde ahora están, pasaron por momentos muy complicados. Diego recibió un duro golpe en 2017 cuando las pruebas de paternidad dieron negativo para la supuesta hija que tuvo con Tanit Grande. Estela como Diego, no estaban en el mismo punto de su relación, por lo que decidieron ponerle fin.

Tras tres meses sin saber el uno del otro, el hijo de Kiko Matamoros decide dar el primer paso. Estela recibió un mensaje por su cumpleaños y pocos días después una llamada que volvería a unirles de nuevo. La modelo es una persona muy independiente y a pesar de solucionar las cosas decide irse a vivir a Milán, pero antes de irse, Diego le pide en matrimonio, Estela aceptó. A los meses de vivir en la capital Italiana, la modelo decide volver a Madrid.

La concursante habla del clan Matamoros

Estela Grande

La concursante asegura que Diego adora a su padre y a su hermana Laura. / Mediaset.

En julio de 2018 la pareja se da el «sí, quiero». Incluso Kiko Matamoros acude al enlace. Tanto Estela como Diego creen que los problemas familiares en el clan Matamoros por fin iban por buen camino. La modelo asegura que los problemas de su marido son los suyos y por tanto le duelen también. Un nuevo distanciamiento se produce entre Kiko y Diego, y además con su hermana Laura.

«Diego adora a su hermana y adora a su padre», aseguró. «No entiendo como una relación padre e hijo puede ser así», defendió a su marido. Aseguró, también, que en los momento que ha visto mal a su pareja le habría gustado decirle cuatro cosas a Kiko Matamoros. Aunque confesó que le gustaría que todo pudiese arreglarse de manera definitiva. La modelo lleva tres meses encerrada en GH VIP y no sabe muy bien lo que estará pasando fuera.

Déjanos tus Comentarios