Cinco razones para hacer una escapada de fin de semana

Cinco razones para hacer una escapada de fin de semana

Desconectar del día a día es importante. Hace una escapada de vez en cuando puede ayudarte.

Viajar es bueno para la salud, incluso durante un periodo corto de tiempo. Romper tu rutina y “cambiar de aires” supone una auténtica liberación. Sobre todo para tu mente y tu cuerpo, acostumbrados al frenético ritmo de la vida diaria. Cuando llegan los días de descanso, estamos tan agobiados que no somos conscientes de la importancia de invertir en nuevos estímulos. Por ello, te explicamos los beneficios psicológicos y físicos de convertir los viajes de los findes en algo indispensable tu vida.

1. Incrementas tu destreza mental

Conocer otros lugares y afrontar situaciones fuera de nuestra zona de confort supone un reto para nuestro intelecto, aumentando así nuestra agilidad mental. Preguntar una dirección a quien no habla tu idioma, entender los platos que te ofrecen en un restaurante, leer nombres de calles o ser partícipe de una cultura completamente diferente a la tuya; son circunstancias que elevan nuestra capacidad de encarar problemas en nuestra vida diaria.

2. Aumentas la adrenalina

Cinco razones para hacer una escapada de fin de semana

Ampliar conocimientos y abrirse a otras culturas es uno de los aspectos más importantes cuando viajas.

El turismo de aventura está en auge. Cuando hacemos este tipo de viajes ponemos al máximo la adrenalina y los niveles de endorfinas, otra de las hormonas de la felicidad. Nos atrevemos a hacer cosas que no creíamos posibles: saltar en parapente, escalar una montaña, subirte a una montaña rusa… Una vez que hayas vivido una de esas experiencias tu vida cambiará. No por el hecho de hacerlo, sino porque te darás cuenta de que eres capaz de lograr lo que quieres.

3. Recuperas la ilusión con tu pareja

La cotidianidad es uno de los peores enemigos de las parejas. ¿Cómo puede ayudar una escapada a una vida sexual más intensa? Un viaje romántico quiebra ese círculo vicioso de la rutina, ofreciendo un espacio donde ambos puedan encontrarse en un ambiente distinto, sin presiones, ni tabúes. Todo en un escenario alejado de la toxicidad de los problemas diarios, donde los únicos protagonistas son tú y tu pareja. Este contexto genera emociones positivas, poniendo a tope la serotonina, conocida por ser una de las hormonas de la felicidad y del amor. Viajar te abre la puerta a un mundo nuevo de sensaciones que desembocan en bienestar.

4. Expandes tu mente y bienestar

Cinco razones para hacer una escapada de fin de semana

Según los expertos, viajar tiene importantes beneficios para la salud, entre ellos, la disminución del estrés.

Romper con la rutina cambiando de aires es una manera de dar a nuestra mente y cuerpo nuevos estímulos. Esto hace que veamos la vida de una forma diferente y, por supuesto, más positiva. Disfrutar de otros lugares, conocer otras personas, palpar culturas ajenas a la nuestra y hasta degustar otros sabores. Cosas que permiten a nuestra mente abrirse; lo novedoso estimula siempre nuestro cerebro.

5. Te alejas de las enfermedades

Todo el ejercicio físico que por razones de tiempo no puedes hacer durante la semana, sin duda lo recuperas cuando viajas. Las largas caminatas recorriendo pueblos y ciudades se traducen en el fortalecimiento de nuestros huesos, músculos, articulaciones y el corazón. Las escapadas de fin de semana que incluyen actividades deportivas o en hoteles saludables que cuentan con gimnasio o spa, son las preferidas para pasar el fin de semana.

Déjanos tus Comentarios