Nuevos detalles sobre la boda de Diego Matamoros y Estela Grande

Diego Matamoros

Diego Matamoros y Estela Grande presumen de amor en una boda este mismo verano. Instagram @estelagrande

La boda entre Diego Matamoros y Estela Grande tienen previsto celebrarse en julio de 2018. Un momento muy especial para la pareja que ya han comenzado a organizar lo necesario para lograr el enlace de sus sueños. Estela, modelo de profesión, ha acudido a un evento deportivo donde ha podido desvelar algún detalle sobre su próximo enlace.

Los secretos de la novia

A pesar de no poder contar aún mucho al respecto, los preparativos ya han comenzado. Así lo ha atestiguado la propia Estela. «De momento me quedo en Madrid con mis trabajos y preparando la boda», asegura al hablar sobre sus planes de futuro. Unos preparativos que está compartiendo al máximo con Diego y en los que además ya han avanzado. «Ya tenemos el lugar de la celebración, que sera por lo civil», afirmó.

Su vestido es uno de los aspectos de los que Estela aún no puede hablar, aunque sin duda respetará el gusto por la moda de la futura novia. Lo que si quiso adelantar es el tipo de celebración que van a disfrutar. La novia de Diego Matamoros aseguró que no serán muchos invitados, así que parece no van a apostar por una boda multitudinaria. «No van a ser muchos, algo pequeño, más bien pocos, lo justo y necesario«, confesó sobre la lista de asistentes. Una boda que, como aseguró también «no será por todo lo alto, más bien muy sencillo, muy light y muy campestre».

Posible reunión familiar de Diego Matamoros

La novia prefiere no hablar sobre la familia de su novio, aunque Diego si lo hizo sobre un posible acercamiento a su familia paterna; como ocurrió tras el paso de su hermana Laura por Supervivientes. «A la boda están invitados tanto la familia materna como paterna», confesaba en la Mercedes Fashion Week de Madrid. Una mano hacia la reconciliación que cuenta con el apoyo de Makoke, la esposa de Kiko Matamoros.

La exmodelo ha sido uno de los actuales focos del distanciamiento entre padre e hijos; y, aunque dijo que estaría encantada de estar invitada, si creía que sería más cómoda su ausencia para todas las partes. A punto de celebrar su primer aniversario de boda con el colaborador de Sálvame, tras más de dos décadas juntos, todo parecen indicar que serán dos de los invitados de la próxima boda de la familia Matamoros.

Déjanos tus Comentarios