Pancakes de avena para San Valentín

San Valentín

Muchas veces la forma de celebrar momentos especiales es salir a comer o cenar fuera, y pocas veces se plantea la posibilidad de cocinar algo especial en casa. Sin embargo, cocinar en pareja tiene múltiples beneficios para la relación como mejorar el trabajo en equipo, tener un proyecto en común y trabajar para conseguir el mejor resultado, o descubrir y sorprender a la pareja con habilidades escondidas.

Dificultad: media / Tiempo de preparación: 40 minutos /
Calorías: 398 / ¿Se puede congelar? No

Ingredientes para 12 unidades

  • 1 taza y cuarto de harina + 1/2 taza de copos de avena de Quaker
  • 2 cucharadas de polvo para hornear
  • 1/2 cucharada de sal
  • 1-1/4 taza de leche sin grasa
  • 1 huevo ligeramente batido
  • Una cucharada de aceite de oliva
  • 1 taza de arándanos frescos

Cómo preparar pancakes de San Valentín

  1. En un recipiente grande pon la harina, la avena, el polvo de hornear y la sal. Mézclalo bien para que se integran todos los sólidos.
  2. En un recipiente mediano pondremos los ingredientes líquidos. Combina la leche, el huevo y el aceite: mézclalos bien.
  3. Añade esta segunda mezcla a la primera, y mézclalo hasta crear una masa compacta y homogénea. Tiene que quedar fina, es decir, sin grumos.
  4. Calienta una sartén a fuego medio/alto, y vierte ¼ de taza de masa para hacer un pancake. Para conseguir la forma de corazón, utiliza un molde metálico. Colócalo encima de la sartén y vierte la masa en su interior. Dale la vuelta al pancake cuando veas que la parte de arriba se llena de burbujitas y los bordes estén dorados. Antes de girarlo, saca con cuidado el molde (para evitar quemarte, es mejor que lo hagas con una manopla o unas pinzas).
  5. Adorna con los arándanos. También puedes utilizar sirope, mermelada o fruta de temporada.

Déjanos tus Comentarios