Christian Louboutin pierde la suela roja, su seña de identidad

Christian Louboutin pierde la suela roja, su seña de identidad

Christian Louboutin se ha llevado un duro revés de la justicia europea…/ Redes sociales.

No hay duda: cualquier mujer sueña con tener un par de estos zapatos en su armario. Los diseños del francés Christian Louboutin se han convertido en un objeto de deseo en todo el mundo. Sus icónicas suelas rojas le han consolidado como uno de los grandes en el mundo del cazado. A la altura de Manolo Blahnik o Jimmy Choo, por poner un ejemplo.

Sin embargo, una noticia triste  llegaba hace unos días. Fue el pasado 9 de febrero cuando el Tribunal de Justicia de la Unión Europea retiraba al diseñador su símbolo más icónico. Así, tras el fallo de los jueces, Christian Louboutin ha perdido la exclusiva de su suela roja. Todo un sello de la exclusiva firma que el propio diseñador de zapatos patentó.

Christian Louboutin pierde la suela roja, su seña de identidad

Redes sociales.

Así, la justicia europea ha fallado a favor de que cualquiera pueda usar este color en la suela de sus modelos. No hay que olvidar que, años atrás, Louboutin ya peleó con firmas como Van Haren, Zara o la maison Yves Saint Laurent. Según afirmaba, sus zapatos con suela roja eran copias de sus modelos. Les reclamó la propiedad intelectual; en 2012, un tribunal de Estados Unidos le dio la razón. Ahora, en Europa, se la quitan.

La historia de la suela roja de Christian Louboutin

Hace años, cuando aún empezaba en el mundo del diseño de zapatos, Christian Louboutin buscaba la forma de conseguir que sus creaciones fuera fácilmente reconocibles. Algo que les diera un toque único, reconocible entre sus seguidores. Y, cuando miró hacia la mesa en la que estaba su secretaria, sintió la inspiración.

Christian Louboutin pierde la suela roja, su seña de identidad

Redes sociales.

Así, mientras su ayudante estaba esperando órdenes, se encontraba haciendo la manicura. ¿El color elegido para pintar sus uñas? Un rojo intenso. Al verlo, Louboutin sintió una revelación. Tiñó con él las suelas de unos de sus zapatos y el éxito fue inmediato. En 2010 patentó la idea en el Benelux con el tono Pantone 18 1663TP como elegido; sólo él podía poner las suelas de sus modelos en rojo. Ahora, las cosas han cambiado.

Déjanos tus Comentarios