Carlos Baute y su mujer Astrid, un verano feliz en familia

Carlos Baute y su mujer Astrid, una familia feliz en la playa

Carlos Baute se ha tomado un descanso de su gira para disfrutar de su familia/ Instagram: @carlos_baute

“Días de relax con la familia, los que me hacen más feliz en el mundo”, con estas palabras resumía Carlos Baute su reciente escapada a Formentera con su mujer, Astrid Klisans y sus hijos. Allí el matrimonio ha celebrado el segundo cumpleaños de su hijo Markuss y se ha reunido con algunos amigos.

Su verano transcurre entre escenarios y estudios de grabación en los que prepara su nuevo trabajo discográfico, pero Carlos Baute ha organizado su gira para también poder dedicarse a su familia. Y es que lo que más feliz le hace al cantante es poder disfrutar de sus hijos junto a su mujer, y nada mejor que hacerlo en la playa.

Verano en familia

Carlos Baute y su mujer Astrid, una familia feliz en la playa

El matrimonio se hizo fotos junto a sus hijos. Una inolvidable estampa en la que la felicidad habla por sí sola/ Redes sociales.

El cantante y su mujer, Astrid Klisans, ponían rumbo a Formentera, donde han sido muy felices viendo como niños pequeños al ver lo felices que son sus hijos, Markuss y Liene, junto al mar. Los pequeños no han parado de jugar con la arena y se han dado algunos baños en las cálidas aguas del Mediterráneo.

Carlos y Astrid son unos padres muy entregados. No les quitan ojo ni un momento a sus pequeños que jugaban en la playa bajo la atenta mirada de sus padres. La pereja no paró de hacerles fotos para incluir en su álbum familiar. Era la primera vez que Liene iba a la playa y quería guardar este recuerdo

No quitan ojo a sus hijos

Carlos Baute y su mujer Astrid, una familia feliz en la playa

“Me encantaría tener más hijos, tres o cuatro, pero hay que esperar porque son pequeños y los quiero disfrutar”, confiesa Astrid. / Redes sociales.

Además, su estancia en la isla coincidía con el segundo cumpleaños de su hijo, “el príncipe” de la casa. “Markuss no tiene nada de celos de su hermana, la ama. El primer beso y abrazo que dio fue a ella. También quiere darle siempre de comer”, explicaba el artista muy orgulloso.

Tras siete años casados, Baute y Astrid atraviesan ahora la etapa más plena de su matrimonio. Ser padres es un sueño cumplido para ambos y no descartan repetir experiencia.Mis hijos me quitan el tiempo pero me dan vida. Les tarareo mis canciones como si fueran nanas. Markuss baila y se emociona con ellas. Quiero enseñarles a los dos piano, guitarra o un instrumento musical independientemente de si siguen mis pasos o no”, decía el cantante.

Déjanos tus Comentarios