Sueños

Si deseas que tus sueños se hagan realidad… ¡¡¡Despierta!!!

Todos tenemos o hemos tenido sueños, pero con las frustraciones y rutinas de la vida diaria, o ya no hacemos ningún esfuerzo por realizarlos o han desaparecido y nos resignamos.

¡¡Reflexiona!! ¿Tenías muchos sueños de joven?  ¿Los recuerdas? ¿Creías que se iban a cumplir? ¿Se han cumplido?

Normalmente, de jóvenes y,como dice la canción de I dream a dream del musical Los Miserables, todavía somos inocentes y no conocemos la vida, pensamos que el mundo está a nuestros pies, nos sentimos fuertes y no le tenemos miedo a nada, creemos que Dios nos va a ayudar en todo. Soñamos con que la gente es buena y que encontraremos el amor de nuestra vida. Estamos llenos de esperanzas y de sueños por cumplir

La madurez ¿nos cambia?

Pero la madurez nos da un baño de realidad y compruebas que no has conseguido todos tus sueños y que, además, a lo mejor te has divorciado, o te han despedido, o no te gusta nada tu trabajo ni la vida que llevas, o has perdido algún ser querido …. Y te han dicho que a determinada edad si trabajabas duro tendrías que estar casado y  tener una familia feliz, y seguridad y trabajo, y dinero éxito… Y no ha sido así. Y tu vida es tan distinta de la vida que habías soñado

Y es que como dice la canción: hay sueños que no se pueden cumplir, al igual que hay temporales que no se pueden capear (aunque internet te diga lo contrario)

Y entonces te entra la nostalgia de tus sueños de juventud

Pero tranquila, porque esa nostalgia es buena si tienes una agenda llena de recuerdos positivos y maravillosos que te empoderan y te dan energía

Pero es nefasta si piensas en lo que nunca llegaste a ser, en lo que nunca llegaste a vivir o en lo que no te atreviste a hacer

Entonces te quedan 2 opciones ante tus sueños no cumplidos:

Resignarte: atrapados  y anclados en la situación, compadeciéndonos y como víctimas… lo que nos hace sufrir

O aceptarlo: aceptar la realidad sin pretender cambiarla, lo que nos libera y nos permite ver otras posibilidades. Me convierte en dueño de mis actos y aprendo de la experiencia.

Sueños

Resignarse es no puedo hacer nada; aceptar es: ¿y ahora qué hago?

Es pasar del DOLOR al PODER

Porque siempre hay otras alternativas y otros sueños quizás mejores

Pero aunque no todos los sueños puedan conseguirse, y esto es una realidad, quédate con que lo realmente importante es la persona en la que te conviertes solo por intentarlo… y todo eso que has sembrado en tu vida, es muy probable que el día que menos te lo esperes, te permita acabar consiguiéndolo.

Sueños

Como dice la canción: “Que la vida no mate el sueño que soñaste”

¿Te gustaría conseguir tus sueños?

Pues ahora te voy a contar lo que tienes que hacer para conseguirlos. Lo primero es ponerlos en visión. ¿Qué significa esto?¿Qué diferencia hay entre un sueño y una visión?

El sueño es una conversación interna que tienes contigo, misma y que en la mayoría de las ocasiones no compartes. Es una conversación de no posibilidad, que no tiene coste, porque no te obliga a nada, sencillamente está ahí. Poner los sueños en visión significa “ponerles patas”: es decir, declararlo públicamente, ponerle plazo y establecer un plan de acción para conseguirlo. Esto ya tiene un esfuerzo y un coste.

La visión transforma tu realidad con el presente.  Lo importante no es conseguir el sueño en sí mismo, sino todo lo que sucede, solo por el hecho de intentarlo. Toda tu vida cambia, tu realidad se transforma y aparecen cosas nuevas que ni esperabas

¿Dónde iba Cristóbal Colón?…. A las Indias. ¿Dónde acabó llegando? A descubrir América. A veces puedes conseguir cosas mejores, o distintas, solo por intentarlo. Pero lo que es seguro es que te va a abrir a muchas cosas nuevas, te va a llenar de aprendizajes y te va a hacer más fuerte.

¿Qué diferencia existe entre Julio Verne y John Fitgerald Kennedy (JFK)?

Julio Verne fue el mayor visionario de la historia. Soñó, imaginó, que el hombre pisaba la Luna y escribió un libro sobre ello adelantándose a su tiempo. Pero JFK  le puso a ese antiguo sueño de la humanidad “patas” cuando en su discurso de toma de posesión como presidente de los Estados Unidos, declaró que antes de que acabase la década de los 60, el hombre habría puesto el pie en la Luna, y dotó del presupuesto necesario a la NASA. (Plazo y plan de acción) Y lo consiguió. He visto conseguir sueños a cientos de clientas mías. Solo tienes que proponértelo, seguir esta metodología y perseverar y perseverar (la ayuda de un buen coach, también logrará mucho).

Vamos a hacer un EJERCICIO PRÁCTICO para ponerte en visión:

El método se llama Merlín, porque el mago Merlín le dijo al Rey Arturo, el de los caballeros de la mesa redonda: “Tú vas a ser Rey”. ¿Y tú cómo lo sabes? Le respondió Arturo. Porque yo he estado en el futuro y te he visto Rey. El método consiste en ir a futuro y ver cómo es tu vida ideal allí, para luego volver al presente y analizar cómo lo conseguiste. ¿Qué tuviste que hacer para llegar allí?

Ahora yo soy el mago Merlín o Aladino, el de la lámpara mágica, me frotas y te puedo conseguir el futuro que tú quieras.

Escribe como mínimo un par de hojas sobre como sería tu futuro “IDEAL”, en tres o cinco años, tú eliges. Puedes pedir lo que quieras.

Sueños

Practica: escribe tu futuro en una par de hojas.

Imagínate que te levantas por la mañana en el verano del 2022. Escribe con todo lujo de detalles, cuantos más mejor: ¿Dónde estás?, ¿con quién estás, pareja, hijos, familia? ¿Cómo es la casa? ¿Dónde está situada? ¿En qué trabajas? ¿A qué dedicas tu tiempo de ocio? ¿Quiénes son tus amigos? ¿En qué habilidades nuevas te has formado? ¿Cuáles son ahora tus fortalezas y tus debilidades? ¿Qué es lo que más te gusta hacer? ¿Qué es lo más importante que ha cambiado en tu vida? Lo icho, al menos dos folios. ¿Cómo te sientes viendo tu vida ideal con todo lujo de detalles en unos años? Tengo una clienta que me escribió casi 50 folios, y con el tiempo me escribió un e mail desde Londres para contarme que se había cumplido casi todo lo que habíamos trabajado. Y todo empezó con un ¿y por qué no lo haces?

Las acciones surgen después de las emociones. La razón te lleva a conclusiones, solo la emoción te lleva a la acción. Por eso, este ejercicio es tan importante. Porque el éxito va de hacer cosas.

Y ahora que ya has estado en el futuro y te has visto allí (al igual que hizo el mago Merlín con el Rey Arturo), y además estás emocionalmente mucho más empoderada, haz un “retroplan” y explica punto por punto cómo llegaste allí, y empieza a trabajar en qué vas a hacer para conseguirlo

¡¡Mucha suerte!!