Ana Boyer vive el verano más especial de su vida

Este verano está siendo muy especial para Ana Boyer, que se come a besos a Miguel

Este verano está siendo muy especial para Ana Boyer, que se come a besos a Miguel. / Instagram: @anaboyer.

El pasado mes de marzo, Ana Boyer y Fernando Verdasco se convertían en padres por primera vez. La pareja daba la bienvenida a Miguel, un niño que llegó al mundo mediante parto natural y que pesó casi tres kilos.

El pequeño llegó a la vida de sus padres para revolucionarla completamente, pero también para llenarla de amor. Y ellos no pueden ocultar que él se ha convertido en el centro de sus vidas. Ninguno de los dos era muy activo en redes sociales, pero desde que nació Miguel, el pequeño ha protagonizado la mayoría de sus publicaciones.

Ana Boyer, primer verano como mamá

Ana Boyer pasa su primer verano como mamá

Ana Boyer pasa su primer verano como mamá. / Redes sociales.

Ana está encantada con Miguel, que ha demostrado ser un bebé muy bueno, capaz de seguirle el ritmo a sus padres sin problemas. Una de las principales aficiones de la pareja es viajar y eso sería imposible si Miguel no disfrutara de los continuos traslados. Los aviones son casi más habituales para la pareja que cualquier otro tipo de vehículos.

El trabajo de Fernando le obliga a moverse de forma constante, acudir a competiciones. Ana dejó apartada su carrera profesional para poder estar con él y ahora son dos lo que siguen a Verdasco allí donde el tenis le llama. Una aventura que los tres están exprimiendo al máximo. Aunque han tenido que bajar un poco el ritmo, mantener su estilo de vida siempre ha sido importante para la pareja.

Locos con el pequeño de la casa

Ana Boyer y Fernando no pueden ocultar que están locos con Miguel.

Ana Boyer y Fernando no pueden ocultar que están locos con Miguel. / Redes sociales.

Ana no es la única que se derrite con el pequeño Miguel, Fernando le va a la zaga ya que, siempre que puede, aprovecha para pasar tiempo con Miguel, cogerle en brazos, jugar con él y, por supuesto, compartir los tiernos momentos padre-hijo que estos primeros meses de vida les están regalando.

Por supuesto el resto de la familia también está disfrutando de todos los primeros momentos de Miguel. Su abuela, Isabel Preysler pasa junto al hijo de Ana todo el tiempo que puede. Está acostumbrada a ser abuela en la distancia, por ello que Ana y Fernando pasen la mayor parte de su tiempo en Doha no le supone un gran cambio en su forma habitual de relacionarse con sus nietos.

Déjanos tus Comentarios