¿Quién está cuidando al hijo de Ana Boyer y Fernando Verdasco?

Ana Boyer y Fernando Verdasco en Mercedes-Benz Fashion Week Madrid 2018/ Gtres

Ana Boyer y Fernando Verdasco en Mercedes-Benz Fashion Week Madrid 2018. / Gtres.

El pasado 29 de marzo Ana Boyer y Fernando Verdasco abandonaron el Hospital Ruber Internacional de Madrid con su pequeño Miguel, el primer hijo de la pareja. Desde entonces, se han instalado en la casa que Isabel Preysler tiene en colonia de Puerta de Hierro, ubicada al norte de la capital. Allí, en un entorno privilegiado, la abogada y el pequeño se recuperan del posparto. El inmueble tiene todo tipo de comodidades entre las que se encuentran un chófer, jardinero, cocineras y asistentes de todo tipo. La pareja permanecerá en casa de Isabel hasta mediados de abril.

Sin embargo, Ana y Fernando han querido contratar los servicios de dos salus (profesional del sector sanitario como enfermera o auxiliar de enfermería, especializada en el cuidado de bebés cuya misión es apoyar y ayudar incondicionalmente a las mamás y a sus pequeños tras el nacimiento). Una de ellas se ocupa de cuidar al pequeño Miguel por la mañana y otra por la noche. Contratar el apoyo de las salus no es apto para todos los bolsillos. Sus jornales suelen rondar los 80 euros por jornada, y en horario nocturno pueden llegar a superar los 100 euros. Otros rostros conocidos como la infanta Elena, Mar Flores, Pilar Rubio, Tania Llasera o Raquel Sánchez Silva también han sucumbido a la ayuda de estas especialistas.

Isabel Preysler está encantada con su nieto

Isabel Preysler acudió al estreno de la nueva colección de Rabat, firma de la que es imagen.

El pasado miércoles, Isabel Preysler acudió al hotel Bless de la calle Velázquez, donde Rabat organizó una fiesta para presentar su nueva colección de joyas inspirada en la década de los 70. Allí respondió con una sonrisa enorme a todas las preguntas sobre su nieto: «Miguel es riquísimo, monísimo. Estamos todos encantados. Hay un aire de felicidad en la casa… Y es que un niño siempre da mucha alegría». Lejos de lo que pueda aparentar, la socialité no tiene ningún problema es que los pequeños de la casa se dirijan a ella como «abuela». «Alejandro (el hijo de Chábeli Iglesias) me llamaba «Lala» y «ahora todos me llaman así», explicó orgullosa ante las cámaras.

También comentó ante la prensa que cuando Ana le comunicó el sexo del bebé, siempre tuvo claro que lo llamaría como su fallecido padre, el exministro de economía Miguel Boyer. «Cuando nos dijeron que era niño, se lo comenté a Ana y me dijo que ya lo habían hablado y que por supuesto lo iba a llamar así».

Déjanos tus Comentarios