Claves para viajar con niños en avión este verano

Los peques de la casa, tengan la edad que tengan, suelen derrochar energía y grandes dosis de vitalidad. La mayoría de los niños no consiguen quedarse sentados durante mucho tiempo, quieren experimentar y tocarlo todo. Algunos prefieren brujulear por todos los rincones y correr por los pasillos, pero esto durante un vuelo y más si se son vuelos de larga distancia, puede ser un inmenso reto para ellos y sobre todo para los pobres padres que deberán ir con una doble dosis de paciencia.

Las vacaciones están a la vuelta de la esquina y hoy vamos a contaros cuales son las claves para tener un buen vuelo llevando chiquitines a bordo, evitando sobre todo las posibles pataletas. Existen ya algunas aerolíneas que nos lo ponen mucho más fácil, como Etihad Airways, la aerolínea nacional de los Emiratos Árabes Unidos, ellos han creado un plan para que la travesía sea placentera y tranquila para toda la familia y con ellos lo vamos a descubrir con tres detalles muy importantes.

Medidas especiales para bebés menores de 12 meses

Ellos podrán disfrutar de una serie de privilegios para que su estancia dentro del avión sea de la mejor manera posible.

  • Billete gratuito. Ellos no necesitan pagar billete, siempre y cuando no ocupen un asiento propio. Deberán viajar en el regazo de un adulto y recibirán un cinturón especial.
  • Disponibilidad de una cuna. Para los que tengan menos de 10 meses y que pesen menos de 10 kg.,  los papás podrán reservar previamente un moisés para que vaya cómodamente. Los aviones en concreto de esta línea están equipados de puntos específicos donde es posible colocar una cuna portátil especialmente diseñada para ellos.

  • Menú infantil bajo reserva, los padres que quieran pueden solicitar un menú especial para bebés o niños que hay que reservar 24 horas antes de que despegue el avión, a través de la página web o en Atención al Cliente. Los papás que prefieran llevar su propia leche en polvo o comida para el peque pueden solicitar que se les caliente en cabina.
  • Hacer uso del programa de entretenimiento: Para conseguir captar su atención y de esta manera conseguir que estén sentados y tranquilos, se facilita el uso de tablets, con videojuegos o películas. La mayoría de los aviones cuentan ya con un amplio catálogo de diversión multimedia. Y para los no tan pequeños, para los preadolescentes, muchas posibilidades de ver y escuchar vídeos musicales.
  • Posibilidad de recurrir a la ayuda de la niñera a bordo, también se puede contar la ayuda extra de la niñera de a bordo. Una persona experta que se dedicará a jugar con los más pequeños, hará con ellos manualidades, marionetas, concursos de dibujo, trucos de magia y les pintará las caras para que todo sea más divertidos. Además en vuelos largos, esta niñera podrá ayudar a dormirlos, de esta manera los papis podrán ir relajarse y disfrutar del trayecto con total tranquilidad, las niñeras pertenecen a la propia flota de la línea aérea y están formadas por la escuela de nannies, Norland College de Bath y se las identifica fácilmente por su uniforme color naranja.

Dónde sentarse, muy importante, ¡toma nota!

  • Deberás tener en cuenta el diseño del avión, las razones es que algunos solo tienen máscaras de oxígeno adaptadas para niños en asientos concretos, mejor que antes de volar lo consultes con la compañía.
  • Cuanto más atrás te sientes con los peques, menos molestarás. De esta manera también evitarás tener que levantarte con facilidad y usar el pasillo. Además el servicio estará más cerca. Aunque también tendrás que tener en cuenta que en la parte de atrás suele hacer más ruido y los asientos no se reclinan completamente.
  • Si eliges reservar en el centro del avión, la mejor opción son los asientos de emergencia, tienen más espacio y también podrás pedir y colocar un moisés si lo necesitas.
  • Ten en cuenta también si la edad del niño para reservar ventana o pasillo, lo más aconsejable es ventana lo tendrás más controlado y con menos posibilidad de que se quiera mover a su aire durante el vuelo.
  • Intenta facturar previamente por internet, así no comenzarás tu viaje haciendo colas cargados de maletas y con los peques ya poniéndose nerviosos. También suele haber zonas destinadas a familias, en esa zona habrá gente en tu misma situación y eso siempre es más agradable.
  • Si es la primera vez que tu hijo viaja en avión, cuéntale antes una historieta a modo de cuento de cómo será, cuánto durará, qué pasará…háblale del cinturón de seguridad y los problemas que podrían ocurrir si no se lo deja abrochado. Qué comience días antes a disfrutar y descubrir la aventura de sus vacaciones.
  • Y quizá el punto más importante de todos, si tu niño o niños comienzan a portarse mal, a llorar y a perder los nervios, no pierdas la calma, respira hondo, no subas nunca el tono de la voz, eso ayudará también a que el niños se vaya relajando y fuera estrés.

Dejanos tus Comentarios