Sabemos qué hizo el rey Juan Carlos tras la comunión de su nieta

Sabemos lo que hizo el rey Juan Carlos tras la comunión de su nieta

El rey Juan Carlos y la infanta Elena durante una corrida de toros de la Feria de San Isidro.

El pasado 17 de mayo era una fecha muy importante para la Familia Real. La infanta Sofía  recibía la Primera Comunión en la parroquia Asunción de Nuestra Señora de Aravaca junto a sus compañeros de clase de 4º de Primaria del colegio Santa María de los Rosales.

La cita servía para reunir a los seres más queridos de la pequeña.  Sus padres, Felipe y Letizia, su hermana Leonor, y sus abuelos, tanto paternos -los reyes Juan Carlos y Sofía- , como maternos -Paloma Rocasolano y Jesús Ortiz, quien acudió acompañado de su actual mujer, Ana Togores.

Menchu Álvarez del Valle, bisabuela materna de la pequeña, y Kostantin de Bulgaria, su padrino,  tampoco faltaron al evento.

Aunque tras la celebración religiosa todos ellos se trasladaron a Zarzuela para seguir con la celebración, parece que la fiesta no se alargó demasiado.  Al menos no para todos los invitados.

El Rey Emérito, fiel a su cita con la Feria de San Isidro 

Es el caso del Rey Emérito. Pese a tratarse de un día tan familiar, don Juan Carlos no quiso dejar de lado una de sus grandes aficiones: los toros.

Así, a media tarde, el monarca se trasladaba a la plaza de toros de Las Ventas para presenciar  la corrida que se celebraba ese día dentro de la Feria de San Isidro y en la que compartían cartel “El Fandi”, Miguel Ángel Perera y José Garrido.

Pero Don Juan Carlos no fue el único invitado que se escapó a los toros. También lo hizo su hija mayor, la Infanta Elena, que ha heredado de su padre su pasión por la fiesta nacional.

En esta ocasión, la hermana de Felipe VI acudió al coso madrileño con Miriam de Ungría, viuda de Kardam de Bulgaria y con quien mantiene una gran amistad.

Esta no es la primera corrida de San Isidro a la que asistía el Rey Emérito. De hecho, dos días antes, coincidiendo con la fiesta del patrón de Madrid, Don Juan Carlos también se dejaba ver en barrera.

En esta ocasión, además de con su primogénita, el rey coincidía también en la plaza con su nieta Victoria Federica, otra apasionada de los toros pese a su juventud.

Dejanos tus Comentarios