Conciertos, deporte…. Así es la rutina veraniega de Pau Donés

Pau Donés en una imagen de su Instagram.

El destino le ha jugado una mala pasada, pero Pau Donés no pierde la sonrisa ni en los peores momentos. Sobre todo, no está dispuesto a renunciar a lo que de verdad le hace feliz. Por eso, aunque está librando nuevamente una dura batalla contra el cáncer, sigue haciendo una vida normal en la que disfruta de las pequeñas cosas.

“Soy hiperactivo y tengo una cabeza atacada por millones de neuronas que van como locas de un lado para otro. Pero soy un adicto a la vida cotidiana. Me muevo en autobús. Me siento a tomarme una infusión. Me levanto temprano. Le doy el desayuno a mi hija…”, revelaba en El Mundo.

Pasión convertida en trabajo

Por supuesto, la música es otro de sus motores. Es por eso que, cuando los médicos le dijeron que había recaído, él decidió no cancelar ninguno de los conciertos previstos para este verano. En todos ellos está dando la mejor versión de si mismo y disfrutando al máximo sobre el escenario.

Una válvula de escape

Pero no todo es trabajo en esta temporada estival. El catalán adora la naturaleza y siempre que tiene un hueco se escapa a la playa para practicar surf o a la montaña para andar, hacer escalada…. Disciplinas deportivas que le sirven para liberar adrenalina y sentirse muy vivo.

Dejanos tus Comentarios