30 años sin Rita Hayworth: sus mejores escenas

Ritha Hayworth

Rita Hayworth

Tal día como hoy, hace 30 años, Rita Hayworth, la artista que protagonizó el no-striptease más erótico de todos los tiempos en la película Gilda, nos decía adiós. El gran mito erótico de varias generaciones, cuya aparición en la pequeña pantalla movilizó a las juventudes ultraconservadoras de nuestro país que consideraban pecado mortal ir a ver el filme, tenía orígenes españoles. Se llamaba Margarita Carmen Cansino Hayworth. Su padre era un bailarín de origen sevillano llamado Eduardo Cansino Reina y su madre unabailarina de los Ziegfeld Follies anglo irlandesa. Su vida fue fascinante. Se casó en cinco ocasiones, en una de ellas nada más y nada menos con el príncipe Ali Khan, hijo del Aga Khan III y padre del Aga Khan IV, el mejor amigo del Rey Juan Carlos, que actualmente da trabajo a la Infanta Cristina con su fundación, trabajo que compagina con el que desempeña en la Fundación La Caixa. El padre del actual líder espiritual de los ismaelitas fue su tercer marido. De aquella unión nació la bella princesa Yasmine, hermana de padre del actual Aga Khan.

El primer marido de Rita fue  Edward C. Hudson, con quien contrajo matrimonio a los 18 años. El fue quien le consiguió su primer trabajo importante al conseguir que firmara con Columbia Pictures. Se divorciaron en el año 1942. En 1943 Rita se casaba con Orson Welles, y juntos concibieron a su hija Rebecca.  El matrimonio duró solo cinco años. Después llegarían su cuarto y quinto marido: el cantante y actor Dick Haymes (1953-1955)  y  el director James Hill (1958-1961)

Hizo ganar millones de dólares a Columbia y fue objeto de deseo de los hombres más ricos y poderosos del mundo. Algunos de ellos llegarona perder la cabeza por ella, quien, sin embargo, resumía su vida sentimental tras su ruptura con Orson Welles en esta frase “Todos los hombres que conozco se acuestan con Gilda, pero se levantan conmigo». Orson Welles fue quien la dirigió en “La Dama de Shangay”,una de sus mejores películas, considerada una obra maestra, aunque en su momento no tuvo gran éxito por el dramático cambio de imagen al que sometió a su esposa el afamado director, le cortó el pelo y tiñó de rubio platino a la pelirroja más famosa de Hollywood. 

“Todos los hombres que conozco se acuestan con Gilda, pero se levantan conmigo”, dijo tras separarse de Orson Welles

De Margarita Carmen Casino se dijo que para llegar a ser  Rita Hayworth se sometió a un doloroso proceso para aquellos tiempos, la electrodepilación en la frente, la acentuación del pico de viuda y una severa dieta de adelgazamiento. Su carrera entró en declive muy pronto, ya que a los cincuenta años fue víctima de la enfermedad de Alzheimer. Hubo quien confundió los síntomas con el alcoholismo en sus apariciones en televisión, como cuando fue entrevistada por José María Íñigo, quien confesaba en una entrevista a LNE :“Pude comprobar que  Rita Hay­worth había aprendido a mirar al entrevistador como si fuera el hombre de su vida. Esta fue una entrevista polémica, pues ya estaba enferma de Alzheimer y bebía de más, lo que hizo que aquel directo estuviera lleno de momentos tristes. Probablemente es mejor no conocer de cerca a quien se admira, para que el mito no se derrumbe. Pero ¿quién habría resistido la tentación de alcanzar lo inalcanzable?”.

Rita Hayworth cayó en un semi coma en febrero de 1987. Fue cuidada por su hija y murió unos meses más tarde, el 14 de mayo de 1987, a los 68 años de edad víctima de su enfermedad en su apartamento de Manhattan. Está considerada como una de las actrices más importantes de la historia del cine. Está enterrada en el cementerio de Holy Cross, en California. A lo largo de su vida interpretó más de treinta películas. He aquí su interpretación en alguna de ellas.

1. Gilda, de Charles Vidor

2. Salomé, dirigida por William Dieterle

3. Las mejores escenas de baile de Rita Hayworth

4. La dama de Shangay, a las órdenes de su marido Orson Welles

Dejanos tus Comentarios